EVITANDO AMAR

 

Canto al amor imposible,

al amor inconfesable,

al que no puede admitirse

por ilícito y culpable.

 

Yo debo hablar con cuidado

y no dejarme llevar.

Te puedo amar lo adecuado

mas no me puedo pasar.

 

Como a hurtadillas te miro,

te escucho siempre muy atento

y si en tus labios me fijo

quisiera comerte a besos.Cabecera

 

Me encanta cómo te vistes,

me gusta cómo te peinas,

me interesa lo que dices

y coincido en lo que piensas.

 

¿Qué culpa tengo, mujer,

si no puedo dominar

las ansias de mi querer,

mis arrebatos de amar?

 

Un amor que siempre empieza,

que duerme y vuelve a nacer,

que aunque yo quiera que muera

renace al verte otra vez.

 

Es como bailar muy lento

con los brazos estirados,

la distancia manteniendo

con el mínimo contacto.

 

Y aplastar el sentimiento

por el que quiero abrazarte,

sentir tu cuerpo en mi cuerpo,

sin que me atreva a estrecharte.

 

¿Cómo puede uno luchar

contra el propio corazón

que te está pidiendo amar

y debes decir que no?

 

Por eso verte no quiero,

porque se abren mis heridas …

y al mismo tiempo deseo

que siempre estés en mi vida.Comparecencias

 

Te pienso como persona,

te siento como mujer.

te adoro como a una diosa

que nunca podré tener.

 

Y es que yo te quiero tanto

que mi amor es ofensivo

y llega a ser un pecado

que tengo que reprimirlo.

 

¿Cómo matar el amor

que sin quererlo ha nacido?,

¿Cómo cortar esa flor

que dentro de mí ha prendido?

 

¡Si tú supieras las veces

que yo te he dicho “te quiero”,

mas solo hablando entre dientes,

solo con el pensamiento!

 

Te debo ver como amiga

y te sueño como amada

y no transcurre ni un día

sin que recuerde tu cara.

 

Te has hundido como un clavo

en los tuétanos de mi alma,

en secreto te idolatro

como se reza a una estampa,

 

Canto al amor imposible

al amor inconfesable,

al amor irresistible …

¡al que es inútil negarse!

 

Mi voz se pierde en los ecos

del silencio en el que grito …

¡en este sordo desierto

de un amor siempre escondido!

 

       -----oooOooo-----

 

 

 

  © Manuel de Churruca y García de Fuentes