PROVERBIOS Y CANTARES

(CAMPOS DE CASTILLA, 1912)

 

             XXI

 

Ayer soñé que veía

a Dios y que a Dios hablaba;

y soñé que Dios me oía ...

Después soñé que soñaba.

 

             XXIX

 

Caminante, son tus huellas

el camino y nada más;

caminante, no hay camino:

se hace camino al andar.

 

Al andar se hace camino,

y al volver la vista atrás

se ve la senda que nunca

se ha de volver a pisar.

 

Caminante, no hay camino,

sino estelas en la mar.

 

               XLI

 

Bueno es saber que los vasos

nos sirven para beber;

lo malo es que no sabemos

para qué sirve la sed.

 

               XLIV

 

Todo pasa y todo queda

pero lo nuestro es pasar,

pasar haciendo caminos,

caminos sobre la mar.

 

               LII

 

Discutiendo están dos mozos

si a la fiesta del lugar

irán por la carretera

o a campo traviesa irán.

 

Discutiendo y disputando

empiezan a pelear.

Ya con las trancas de pino

furiosos golpes se dan;

 

ya se tiran de las barbas,

que se las quieren pelar.

Ha pasado un carretero,

que va cantando un cantar:

 

- «Romero, para ir a Roma,

lo que importa es caminar;

a Roma por todas partes,

por todas partes se va.»

 

      -----oooOooo-----

 

 

PROVERBIOS Y CANTARES

(NUEVAS CANCIONES, 1924)

 

 

               I

 

El ojo que ves no es

ojo por que tú lo veas,

es ojo porque te ve.

 

             LXIX

 

¿Dijiste media verdad?

Dirán que mientes dos veces

si dices la otra mitad.

 

     -----oooOooo-----